Fabada asturiana rápida

Elaborar una fabada asturiana tradicional lleva su tiempo, pero gracias a nuestra Mycook y a las alubias cocidas podemos preparar una rica fabada asturiana rápida en menos de media hora.

Este plato tradicional asturiano requiere, además de unas buenas fabes, de un buen compango, es decir el chorizo, la morcilla y el tocino asturianos para conseguir un sabor de lo más original. Podéis encontrar el compango asturiano en los supermercados, lo suelen vender en pack, sinó también podéis encontrar los chorizos y las morcillas asturianas de manera individual.

Si no encontráis el compango asturiano y tenéis antojo de fabada, podéis sustituirlo por chorizo o morcilla no asturianos, no tendrá el mismo sabor, pero resultará  un guisos de alubias rico y gustoso.

Fabada asturiana rápida
Disfruta del auténtico sabor asturiano preparando esta fabada con tu Mycook.
Autor:
Cocina: española
Tipo de receta: Sopas
Raciones: 2-3
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 400 gr. de alubia judión cocida
  • 1 diente de ajo
  • 80 gr. de cebolla
  • 30 gr. de aceite de oliva
  • 1 hoja de laurel
  • 80 gr. de chorizo asturiano
  • 80 gr. de morcilla asturiana
  • 50 gr. de tocino asturiano
  • 300 gr. de agua
  • ½ pastilla de caldo de carne
  • ½ cucharadita de pimentón dulce
Preparación
  1. Echar en la jarra el aceite y calentar durante 1 minuto, temperatura 120ºC, velocidad 2.
  2. Agregar la cebolla a trozos, el ajo, el pimentón y la sal. Programar 5 minutos, temperatura 120ºC, velocidad 1-S.
  3. Colocar la paleta mezcladora sobre las cuchillas.
  4. Introducir el agua, la pastilla de caldo, 40 gramos de alubias, la hoja de laurel, el chorizo, la morcilla, el tocino y cocinar durante 15 minutos a temperatura 120ºC, velocidad 2.
  5. Por último incorporar las alubias cocidas escurridas y programar 3 minutos más, temperatura 100ºC, velocidad 2.
Notas
Es conveniente introducir la morcilla y el chorizo enteros en la jarra y partirlos en trozos una vez finalizada la cocción, de esta manera evitamos que se nos deshagan durante el cocinado.

 

 

 


Sé el primero en comentar