Tarta de piña invertida

Esta tarta de piña invertida queda jugosa y muy rica, seguro que os encanta. Y lo de invertida en el nombre viene porque a la hora de elaborarla se coloca el azúcar, la piña y las cerezas en el fondo del molde y después se cubre con la masa, así que una vez horneado el bizcocho hay que girarlo o invertirlo para que la decoración quede en la superficie.

Es muy fácil de elaborar con nuestra Mycook y queda muy vistoso, perfecto para llevar a cualquier reunión y disfrutar de una rica merienda.

Tarta de piña invertida
Una tarta original que gustará a pequeños y mayores
Autor:
Cocina: Española
Tipo de receta: Merienda
Raciones: 8
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 6 rodajas de piña en su jugo (bien escurridas)
  • azúcar moreno
  • cerezas en almíbar
  • 4 huevos grandes
  • 250 gr. de azúcar
  • 80 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  • 150 gr. de jugo de piña (el jugo que viene en las latas de piña al natural)
  • 250 gr. de harina
  • ½ sobre de levadura en polvo para repostería
  • un trozo de mantequilla para engrasar el molde
Preparación
  1. Engrasar las paredes y el fondo de un molde desmontable con un poco de mantequilla (he usado un molde de unos 20 cm).
  2. Cubrir el fondo y las paredes del molde con azúcar moreno.
  3. Colocar las rodajas de piña en el fondo del molde y las cerezas en los huecos que queden entre las rodajas de piña. Reservar.
  4. Echar en la jarra el azúcar y los huevos. Programar 4 minutos, velocidad 4.
  5. Añadir la mantequilla y el jugo de piña. Mezclar durante 1 minuto a velocidad 3.
  6. Incorporar la harina y la levadura. Programar 15 segundos a velocidad 4.
  7. Acabar de mezclar la masa con la espátula con movimientos envolventes.
  8. Verter la masa en el molde que teníamos reservado con la piña y las cerezas.
  9. Introducir en el horno precalentado a 190ºC y hornear durante unos 40 minutos. Comprobar con un palillo que el bizcocho está hecho antes de sacarlo.
  10. Dejarlo templar y desmoldarlo girándolo sobre un plato para que la piña quede sobre la superficie.
  11. Dejar enfriar completamente antes de servir.
Notas
Yo suelo elaborar este bizcocho con rodajas de piña al natural, pero también podéis hacerlo con piña natural asegurándoos de limpiarla bien y quitándole la parte central más dura.
Si no os gustan las cerezas en almíbar podéis no ponerlas, aunque es cierto que la combinación de colores hacen esta tarta más vistosa.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Valora esta receta: